sábado, 12 de noviembre de 2016

De los principales errores a la hora de emigrar a Israel como pareja de israelí y de cuánto vale contratar un abogado de inmigración

¿Se necesita un abogado para obtener la visa como pareja de un ciudadano Israelí?

¿Se necesita asesoría jurídica en el proceso de inmigración con pareja Israelí al no ser judío?


¿Cuáles son los principales errores que se cometen a la hora de emigrar a Israel como pareja de un israelí?


¿Cuánto vale la asesoría de un abogado de inmigración en Israel?


Espero en ésta oportunidad responder a todas éstas preguntas.


En los últimos años, desde que fue publicado el primer post en éste blog que habla sobre el proceso para obtener la visa B1 y A5 como pareja de un ciudadano israelí, fueron apareciendo cada vez más y más casos de personas que se enfrentan a un sin número de obstáculos a la hora de formar pareja con un ciudadano israelí, deportación, falta de información y la negación de derechos básicos son el pan de cada día a la hora de emigrar a Israel sin ser judío.

Decidí averiguar con un abogado de inmigración en Israel si es realmente necesario contratar sus servicios a la hora de hacer todo el proceso para obtener la visa B1 y/o A5 como pareja no judía de un ciudadano israelí y la respuesta no fue tan sencilla. En mi caso no fue necesario, pero ahora entiendo que hay muchas ocasiones en las que realmente se necesita asesoría jurídica y que un abogado tome el caso y ayude a la pareja con todos los trámites para quedarse legalmente en Israel.

Así que los invito a leer cuidadosamente el escrito que los ayudará a entender mejor cómo funciona todo, y con suerte, hayan llegado a tiempo a éste blog, antes de cometer errores básicos que complican los trámites de la visa en Israel.


La situación a la que nos enfrentamos


Casarse o formar una pareja con un ciudadano israelí sin ser judío es ya de por sí complejo. Nos enfrentamos a una situación en la que hacemos pareja con una persona que viene de un país en el que la religión controla muchos de los aspectos de la vida, entre ellos, el matrimonio y la vida en pareja. En Israel no existe el matrimonio civil y el matrimonio entre religiones no es reconocido legalmente. Por lo que cuando venimos a Israel sin ser judíos y con la intención de conformar una pareja, debemos tener en cuenta que el proceso es complejo y que cometer errores u omitir pequeños detalles del procedimiento nos puede salir muy costoso emocional y económicamente.

Vamos entonces con las preguntas.


¿Se necesita un abogado para obtener la visa B1 o la visa A5 como pareja de un ciudadano Israelí?

La respuesta es NO, si el proceso se hace al pie de la letra y en los tiempos correctos. De otra manera muy probablemente SÍ se necesitará un abogado.


¿Se necesita asesoría jurídica en el proceso de inmigración con pareja Israelí?

Cuando consulté a un abogado especialista en temas de inmigración en Israel, su respuesta fue "si me hablaras de una persona que llegó a Israel antes del 2012, te diría que no necesita un abogado, pero de ahí para adelante mi recomendación es que hagan el proceso con la asesoría de un jurista para garantizar que se les respetan todos los derechos y que el proceso sea exitoso, es decir, que al final de cuentas la persona extranjera reciba su visa como pareja de un ciudadano israelí".

Aclaro que en mi opinión y experiencia, no se necesita de asesoría jurídica si no se cometen errores en el proceso. En mi caso, yo hice todo el procedimiento sin la ayuda de abogados y hoy en día ya tengo mi ciudadanía israelí, pero lo cierto es que tuve la suerte de llegar a una oficina del ministerio del interior (misrad hapnim) que respetó siempre mis derechos y en la que recibí un trato amable. Pero no todas las oficinas del interior tienen las mismas políticas y forma de tratar a los inmigrantes. He sabido de casos en los que cuando el director de la oficina es religioso, dificulta o entorpece el proceso, por lo que siempre recomiendo, si es posible, hacer el proceso en la zona centro, es decir, Tel Aviv, Ramat Gan, Hertzelya, etc.


¿Cuáles son los principales errores que se cometen a la hora de emigrar a Israel como pareja de un israelí?


1. No ingresar como turista:

El principal error a la hora en inmigrar es sin duda el no ingresar como turista. El demostrar en el aeropuerto las intenciones de quedarse en Israel a vivir es garantía de deportación. Generalmente lo que ocurre es que la persona al ingresar al país, le informa al agente de inmigración que tiene pareja israelí y que ha venido a Israel para quedarse, es en ese instante cuando el caso se complica terriblemente y solucionarlo requerirá de bastantes meses y dinero.

También ocurre que la persona viaja con los documentos apostillados con los que va a legalizar su estadía como pareja de ciudadano israelí y el agente de inmigración decide proceder con la deportación al descubrirlos en el equipaje.

Otro caso recurrente es que las dos personas que conforman la pareja (el israelí y el no israelí) ingresan juntas a Israel y, creyendo que informando de su vínculo sentimental van a facilitar las cosas para el ingreso, le cuentan al agente de inmigración sus intenciones, pero irónicamente ocurre el efecto contrario, que al ciudadano que no es israelí lo detienen, no le permiten el ingreso y lo deportan. Este error debe evitarse en todo caso, así la pareja esté casada.

Muchos ciudadanos israelíes se muestran sorprendidos por el hecho de que no se les sea permitido hacer pareja con la persona que aman por el simple hecho de que esa persona no es de su misma religión, es decir, por el hecho de que esa persona no sea judía. Pero lamentablemente esa es la realidad en Israel. A pesar de haber nacido en Israel, de haber servido al país prestando servicio militar 2 o 3 años y de pagar todos sus impuestos, se enfrentan a una situación irónica que es llegar a Israel con su pareja no judía, y no importa si ya están casados o no, o si tienen hijos en común o no, al ingresar al país e informar que viajan con un acompañante al que aman y con el que desean conformar una familia, su pareja es detenida, le es negado el ingreso al país y es deportada de inmediato, o en el mejor de los casos se les exige el pago de una fianza de 30 mil shekels para permitir el ingreso de la pareja.

Cómo evitar éste error? Tenga en cuenta las siguientes recomendaciones:


a) Ingrese a Israel como turista. Es decir con boleto de ida y regreso, con dinero o medios que demuestren que tiene capacidades de pago como por ejemplo una tarjeta de crédito y con la reserva en un hotel o la dirección donde planea quedarse. Usted puede decir que se va a quedar en la casa de un amigo (y el amigo puede ser su pareja).

b) Si tiene planeado ingresar a Israel con su pareja, hágalo como turista. No necesariamente tienen que ocultar su vínculo amoroso, pero sí deben manifestar su deseo de ingresar a Israel únicamente para pasar unas vacaciones y luego abandonar el país. Los dos deben tener boletos de ida y regreso, que demuestren que los dos planean abandonar el país luego de una corta estadía en Israel (esto aplica sin importar si están casados o no).

c) Nunca y por ningún motivo viaje con los documentos apostillados. Envíelos por alguna empresa de correo confiable como Fedex, DHL, etc. No por correo corriente (ese es otro gran error que se puede cometer y el sistema de correo en Israel es desastroso, pierden y demoran los paquetes todo el tiempo, por lo que no recomiendo enviar documentos por correo normal). 

Qué hacer en caso de ser detenido en el aeropuerto?

En el momento de la detención en el aeropuerto es posible contactar directamente a un abogado de inmigración quien podrá demorar un poco el proceso de deportación o evitarlo. Este es un proceso que puede costar hasta 15 mil shekels (4 mil dólares) que se le deberán pagar de honorarios al abogado, y no existe ninguna garantía de que logre detener el proceso de deportación. Hay que tener en cuenta de que así se logre detener la expulsión del extranjero, de ahí en adelante se necesitará el acompañamiento de un jurista para completar todo el proceso de obtención de la visa, pues el ser detenido en el aeropuerto ya complica para siempre el proceso de conseguir el estatus legal en Israel.
Adicionalmente, si el abogado logra detener la deportación, el ciudadano israelí tendrá que pagar la suma de 30 mil shekels que quedarán depositados en garantía de que el extranjero (su pareja) salga en los siguientes 15 días del país, o legalice su situación, a éste depósito se le llama en hebreo "Harvut". Recomiendo entonces portar el teléfono de un abogado de inmigración en caso de una emergencia y que la pareja israelí cuente con fondos suficientes para cubrir los costos jurídicos  en caso de que las cosas se compliquen.

Nota: Tenga en cuenta que cuando el extranjero es deportado la única manera de que pueda regresar es recibiendo una invitación formal de su pareja a través del consulado y para ello debe preparar una extensa documentación y realizar un depósito por 30 mil shekels en garantía de que la persona que está en el exterior, al ingresar, no se quede de manera ilegal en el país. Este dinero le es devuelto al momento de legalizar la situación en Misrad Hapnim (ministerio del interior) y puede llevar varios meses, por lo que no recomiendo llegar a esas instancias.

2. No pedir la cita en Misrad Hapnim a tiempo.

Este es otro de los errores más comunes. El extranjero llega a Israel y su pareja israelí no pide la cita en Misrad Hapnim a tiempo. Luego les dan la cita para una fecha en la que, ya para entonces, la visa de turista no está vigente y le exigen a la persona abandonar el país, o salir del país para volver a ingresar.
En caso de cometer éste error hay que tener en cuenta lo siguiente:
a) Cuando solicite la cita hágalo por escrito y asegúrese de que la confirmación de la cita está también por escrito. Esto debido a que, el hecho de tener una cita por escrito, le garantiza al turista su estadía legal en Israel, así el permiso de estar en Israel o visa de turista ya esté vencido (nunca acepte que le sea dada la cita por teléfono únicamente).

b) En Misrad Hapnim usan mucho éste recurso para entorpecer el proceso de la visa: dan la cita para una fecha en la que, para entonces, la visa o el permiso para estar en Israel ya se ha vencido. De ésta manera cuando la pareja se presenta le dicen algo como "Usted está en condición de ilegal porque su permiso se venció y debe abandonar el país para volver a entrar", o peor, "abandonar el país y esperar a que el ciudadano israelí lo invite formalmente a través del consulado".

Tenga en cuenta que ésta táctica es una artimaña para que usted no complete el proceso. En tal caso, usted debe saber que siempre y cuando tengan la cita por escrito, se puede apelar la decisión y adelantar el proceso sin abandonar el país, eso sí, con la ayuda de un abogado. Por ningún motivo usted puede o debe abandonar el país, pues cuando intente regresar a Israel no le van a permitir la entrada. En otras palabras, no importa cuántas veces le digan que debe salir del país porque su visa está vencida, siempre y cuando usted esté en Israel y tenga las posibilidades de pagar un abogado, se podrá realizar el proceso, así que mi recomendación es no salir del país por ningún motivo. Es cierto que no será fácil, ni corto, ni será económico, pero se podrán agotar todas las instancias para que obtenga su visa como pareja de un israelí.


3. Irse de vacaciones después de haber pedido la cita en Misrad Hapnim

Otro error común que comete la pareja es salir de Israel habiendo pedido ya la cita para Misrad Hapnim y sin haber completado el proceso para recibir la visa. Al regresar al país, detienen al extranjero y no lo dejan ingresar a Israel.

Así que mi recomendación es, si usted ya está en Israel y quiere hacer el proceso para obtener la visa B1 o A5, no salga del país hasta que no haya completado el proceso.


4. Comprometerse con alguien sin haber antes conocido bien a la pareja y su familia, o venir a Israel sin haber viajado para conocer el país.

Son muchísimos los casos de personas que escriben aquí en el blog, especialmente mujeres, que cuentan una historia que se repite una y otra vez. Vienen a Israel y se casan o tienen hijos antes de haber obtenido su ciudadanía (la cual lleva conseguir entre 4 a 7 años) y luego descubren que su pareja es violenta, o las maltrata, o descubren que Israel no cumple con todas sus expectativas y se encuentran en una situación muy difícil de resolver, especialmente si hay niños de por medio. El extranjero quiere abandonar el país pero no puede sacar a los niños de Israel sin la autorización de la pareja, además, sin tener ciudadanía no se tiene un estatus estable que le permita abandonar el país por varios meses y regresar cuando quiera, o tener la libertad de ir y venir a su antojo.

En resumen, no recomiendo llegar a esas instancias, si su plan es venir a vivir a Israel, venga por algunos días, conozca el país y la cultura, a su pareja y a la familia de su pareja, para luego tomar una decisión basada en la realidad y no únicamente en los sentimientos.

Nota: Si usted se encuentra en un problema de éste tipo le recomiendo aguantar hasta estar al menos en la mitad del proceso, por ejemplo, si usted se ha casado y debe esperar 4 años para obtener la ciudadanía pero ya se quiere divorciar y tiene hijos, le recomiendo esperar hasta que esté después del tercer año del proceso para realizar el divorcio. Hay que tener en cuenta que cuando hay niños se puede recurrir a un abogado para solicitar visa con fines humanitarios, es decir, que el país se compadece del extranjero y le permite quedarse para no separarlo de los niños, o para que los niños no crezcan sin el padre o la madre.


5. Llegar a Israel y querer comenzar el proceso sin ser soltero o teniendo un divorcio pendiente

Este es un caso perdido, si usted no es soltero le será imposible recibir un estatus legal en Israel. Así que mi recomendación es, arregle todos sus papeles en el exterior de manera que tenga una constancia de que es soltero, y ahí si viaje a Israel y siga todas las indicaciones del caso.


6. Hacer Aliya sin la pareja y sin los hijos

Este es otro caso muy común, una persona judía que hace Aliya sin su familia automáticamente alarga el proceso de inmigración de sus seres queridos, y esto porque, después para ellos emigrar a Israel deberán hacer un largo proceso, como el de cualquier otro extranjero. Así que mi recomendación es hacer todas las averiguaciones pertinentes en la Agencia Judía de su país antes de hacer Aliya.

7. Venir a Israel con planes de casarse

No venga a Israel con planes de casarse aquí porque será imposible. Como lo mencioné, en Israel no existe el matrimonio civil, así que usted tendrá que salir del país para casarse, pero para ello, deberá primero aplicar por la visa B1 como pareja no casada de un ciudadano israelí, cosa que hará el proceso más largo y más costoso.

Si usted vive en el exterior y ya se ha decidido a casarse con un ciudadano Israelí, mi recomendación es: cásese en el exterior y luego si venga a Israel.
Al llegar, podrán presentar los documentos como pareja casada y podrán obtener la visa siguiendo el procedimiento adecuado (si no se comete ningún error de los mencionados antes).

Hasta aquí los errores más comunes, y ahora para terminar:


¿Cuánto vale la asesoría de un abogado de inmigración en Israel?

Un abogado de inmigración en Israel puede valer entre 20 mil y 60 mil shekels (entre 5 mil y 15 mil dólares), de acuerdo al tiempo que se pronostique que durará el proceso. Generalmente el primer proceso hasta obtener la visa B1 vale 20 mil, y el proceso desde la visa A5 hasta obtener la ciudadanía vale otros 30 mil aproximadamente, pero varía según la complicidad del caso y del abogado.

El proceso con un abogado debe incluir acompañamiento durante todos los pasos que hay que seguir, es decir, desde la petición de visa y acompañamiento en el alistamiento de los documentos hasta asesoría en caso de que en misrad hapnim se nieguen a otorgar la visa. En esos casos hay que apelar y llegar hasta las últimas instancias, que en algunas ocasiones incluye llevar el proceso hasta la corte suprema de justicia (Bet Mishpat HaElion en Jerusalén).

Pero cada caso es diferente y de acuerdo a eso el abogado puede dar diferentes precios. El caso de una persona que ha sido detenida al ingresar al país será más costoso que el de alguien que consiguió ingresar al país y se quedó ilegal por algún tiempo, etc.


Conclusión

Mi recomendación es seguir los pasos de inmigración citados en mi entrada Visa B1 Israel - Solicitud y Proceso al pie de la letra y evitar cometer los errores que describo en éste post, de ésta manera se evitará los enormes gastos jurídicos de contratar un abogado y la larga espera para obtener la visa que le permitirá trabajar. Si usted ya se ha casado o desea contraer matrimonio, le recomiendo leer el post Cómo contraer matrimonio con un ciudadano Israelí y presentar los documentos en Israel para que el matrimonio sea reconocido.
Si se hace todo como está escrito, casi con seguridad podrá lograr un estatus legal en Israel como pareja de israelí y logrará hacer su vida normal en éste país.

¡Buena suerte en el proceso!

Si tiene preguntas, comentarios o consultas, no dude en escribir a continuación, no aclaro dudas ni preguntas por correo, únicamente a través de los comentarios.

Si desea obtener los datos de un abogado especializado en asuntos de inmigración en Israel escriba su correo electrónico en el comentario, yo me pondré en contacto con usted para brindarle más información.